Vestirse solo

Título: El príncipe y el espejo

Autores: Concha Lopez Narvaez y Rafael Salmerón

Ilustrador: Rafael Salmerón

Editorial: Edelvives

Érase una vez un pequeño príncipe que quería cambiar el mundo: “cuando sea mayor, ordenaré…” reza tres veces, como debe ser en todo cuento de hadas. Pero ese espíritu revolucionario, idealista, tan utópico como necesario, se apaga cuando por casualidad escucha a los ministros que lo están vistiendo. Qué príncipe guapo, dicen. Y el orgullo del príncipe es como el pastel que come Alicia al caer en la madriguera: lo hace crecer y crecer.  Tanto, que ya no mira a través de su espejo (sí, sí, a través del espejo ¡como Alicia!)  a los aldeanos cargando agua, a los niños harapientos, a los ancianos durmiendo en las calles solitarias. Tanto, que no solo se olvida de mirar las cosas malas del mundo sino también las que son hermosas: los pájaros, el humo en las chimeneas, los lejanos bosques, las lejanas montañas.

Y como Alicia, el príncipe despierta justo a tiempo: la vigilia se lleva la magia y la tragedia y él vuelve su tamaño normal, ese que le permite ver el mundo antes que a sí mismo. Los ministros lo visten. Los ministros le dicen que es muy guapo. Pero el príncipe ha cambiado (¡como Alicia!) y gracias a su sueño ya comprende que es tiempo de aprender a vestirse solo.   

Para niños mayores de cinco años.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: